¿Qué significa Claudia Sheinbaum como Presidenta de México?

0

Por Maribel Acosta Damas (*)

Aunque esperado por los resultados de las encuestas y el propio ambiente popular, el triunfo arrasador de Claudia Sheinbaum ha causado gran revuelo en México y fuera de la nación. Muchas señales están evidenciando que el proyecto que fundara López Obrador, pese a todos los esfuerzos de la derecha rancia continental, ha ganado la apuesta de país. Es la primera vez que una mujer y feminista, será presidenta en uno de los países decisivos de la región. Claudia Sheinbaum es abanderada en las luchas de las mujeres contra las violencias donde ha sido un pilar desde su papel en la Ciudad de México con medidas para su protección y en defensa de sus derechos; por demás es ambientalista y de izquierdas. Llega al gobierno como la candidata más votada en la historia electoral de México. Y tiene el desafío de la continuidad del proyecto emancipador que le antecede y las expectativas de mayor alcance en muchas de las luchas emancipatorias, en particular de las mujeres de su país.

Converso con el periodista y escritor mexicano Dagoberto Diaz Martínez:

Maribel Acosta Damas– ¿Qué significa el triunfo de Claudia Sheinbaum en lo político?

Dagoberto Martínez- Significa la continuidad del proyecto de Andrés Manuel López Obrador, del proyecto de la 4.ª transformación. Y en este sentido es muy importante señalar que Claudia Sheinbaum se formó en la izquierda política, ella fue dirigente estudiantil, fue una de las dirigentes principales del histórico Consejo Estudiantil Universitario que llevó a cabo una huelga estudiantil en los años 80 para detener una de las múltiples embestidas del neoliberalismo contra la Universidad Nacional Autónoma de México y contra la educación pública en general, para intentar privatizarla. Entonces ella está formada en las luchas de la izquierda. No quiere decir que López Obrador no lo haya sido, pero él proviene del viejo PRI, del Partido Revolucionario Institucional Nacionalista, de un programa nacionalista que poco a poco se fue haciendo hacia la izquierda en la medida en la que el partido se iba a la derecha. Después fue uno de los fundadores del PRD- Partido de la Revolución Democrática, que ahora está en estas elecciones y ya desde las anteriores se alió directamente con la derecha y AMLO posteriormente fundó Morena.

Entonces el de López Obrador fue un trayecto hacia la izquierda, donde lo fue posicionando su lucha social y sus ideales. Pero Claudia Sheinbaum se formó en la izquierda, por lo que se espera que su política de alianzas sea más definida hacia la izquierda y que profundice las reformas de izquierda que llevó adelante López Obrador.

Las reformas pendientes…

  • La principal quizá sea profundizar la política de seguridad de López Obrador, que se basa en el lema “abrazos, no balazos”. Es decir, profundizar, atacar de raíz los problemas sociales del país que generan la violencia y que arrojan sobre todo a los jóvenes a los grupos criminales y a la economía criminal.

  • Combatir la economía criminal que está conformada no solamente por cárteles del narcotráfico, sino también por un aparato de justicia que ha venido pudriéndose durante los últimos años, sobre todo a partir del neoliberalismo, pero incluso desde antes.

  • Tiene pendiente una reforma electoral y una reforma de justicia. Una de las propuestas que hizo López Obrador en principio fue que los jueces de la Suprema Corte de Justicia de la Nación fueran elegidos por voto popular, no por decreto de partidos políticos ni directamente por el Estado. Esto le sonó muy mal a las y los jueces y ocasionó que se pusieran en contra de López Obrador durante el último periodo de su sexenio. Entonces, Claudia Sheinbaum tiene esa tarea de ver cómo logra desarticular de alguna manera las mafias al interior del aparato de justicia, estas mafias que colaboran abiertamente con el crimen organizado y que son mafias corruptas.

  • Tiene pendiente la reforma en materia de pensiones que posiblemente Andrés Manuel López Obrador no logre sacar de aquí al fin de su sexenio. Es decir, reforzar el sistema de pensiones público para que el sistema de pensiones privado que nos heredó el neoliberalismo no termine arrojando a la miseria a las siguientes generaciones que se van a jubilar en México.

  • También tiene pendiente una reforma tributaria que profundice en las sanciones a -sobre todo- los grupos empresariales que no pagan impuestos, que sea capaz de sancionar sin que esto implique repercusiones políticas ni ruido de sables.

  • Y tiene pendiente una reforma electoral que transparente el órgano electoral, que ayude a que el órgano Electoral mexicano, el Instituto Nacional Electoral sea mucho más transparente y que pueda ser escrutado por parte de la ciudadanía.

Entonces yo creo que básicamente en política es continuidad y profundización de lo que venía haciendo Andrés Manuel López Obrador. No olvidemos también qué o quién tiene enfrente. Los resultados de las elecciones de Estados Unidos definirán a quién tendrá. Y entonces ella tendrá que definirse políticamente de forma muy clara, dependiendo de si llegan republicanos o demócratas. Si llegara Donald Trump le tocaría negociar con él las cuestiones migratorias. Si llega algún demócrata, o sea Biden en este caso, pues habría una continuidad, por lo menos en políticas migratorias, y es un tema también muy importante para el país.

Maribel Acosta Damas- ¿Qué significa el triunfo de Claudia Sheinbaum en lo económico?

Dagoberto Martínez- En lo económico el triunfo de Claudia Sheinbaum, por lo menos en lo inmediato, es la estabilidad del peso frente al dólar, que es uno de los logros que consiguió López Obrador, sobre todo en la postpandemia. O sea, que el precio del dólar, el precio del peso se mantuviera estable. Es decir, el dólar era muy flotante en las épocas de los anteriores gobiernos. Regularmente flotaba entre los 20 y los 25 $ por dólar y actualmente se encuentra como en 16 $, es 16 $ por dólar aproximadamente. O sea, bajó el precio del dólar y lo mantuvo ahí, lo que le da una solidez macroeconómica al país.

Por otra parte, como te mencionaba anteriormente, en algún punto de su mandato Claudia Sheinbaum tiene que buscar una reforma tributaria. Esto es muy importante también para consolidar los planes y programas sociales que heredó del gobierno de López Obrador. Entonces, uno de los planes más ambiciosos que tiene Claudia Sheinbaum para este periodo es no solamente no desaparecer ayudas económicas a los más necesitados: tercera edad, personas con alguna discapacidad, personas en situación de pobreza o por debajo de la línea de pobreza, madres solteras; sino también dar una beca universal a todos los niños y niñas que estudien en la primaria y a buena parte de la comunidad estudiantil de la educación media superior para que no abandonen sus estudios. Ese es uno de los programas que anunció y que en lo económico es un reto, sobre todo porque se está proyectando hacia la especialización por parte de la juventud y la profesionalización para buscar que México tenga una juventud formada para que pueda hacer ciencia, tecnología, investigación humanística, etcétera.

Dentro de lo económico también está consolidar y terminar los proyectos petroleros de López Obrador. Sobre todo, echar a andar la refinería, maximizar los beneficios de la refinería de petróleo de Dos Bocas en Veracruz y una refinería que México compró en Estados Unidos a Texas, que era de Pemex. Fortalecer Petróleos Mexicanos y que ese sea el motor de la reconversión energética hacia una economía, hacia una economía de energías limpias y renovables.

Maribel Acosta Damas- ¿Significa el triunfo de Claudia Sheinbaum continuidad o probable ruptura?

Dagoberto Martínez- Pues efectivamente es la continuidad del proyecto de la 4.ª transformación. Claudia Sheinbaum está hecha a imagen y semejanza de López Obrador en el sentido de luchadora social y ella es una de las personas más fieles dentro de Morena al proyecto de López Obrador. También Claudia Clara Brugada, o sea en, digamos, en el esquema de un país centralizado como México. El hecho de que quede Claudia Sheinbaum en la presidencia del país y Clara Brugada en la Ciudad de México como jefa de Gobierno, garantiza que se tenga un enroque, de alguna manera político, como el que se tuvo durante el sexenio de López Obrador, en el cual una persona muy fiel a López Obrador, es decir, Claudia Sheinbaum, fue jefa de Gobierno.

En ese sentido la continuidad del proyecto es bastante, bastante estable. Y, por otra parte, resulta relevante la victoria, es decir, los números de la victoria electoral. Claudia Sheinbaum ganó por 30 puntos, o sea, duplicó los votos de la candidata de la derecha de Xóchitl Gálvez. Eso le da un pie para iniciar de forma muy sólida, además de haber ganado mayoría absoluta en el Senado, y le abre mucha solidez para comenzar. Y no menos importante: Su gobierno representa una especie de referéndum al gobierno de López Obrador. Entonces viene con una legitimidad muy grande y viene con unas herramientas políticas de gran trascendencia para gobernar; es decir, mayoría en el Senado, probablemente una mayoría también en la Cámara de Diputados o por lo menos un número muy alto de diputados y una jefatura de Gobierno de Ciudad de México, bastante fiel a su proyecto. Todo esto le configura un empujón en la continuidad del proyecto de López Obrador. Hay quien dice también desde la izquierda, que podría ser que Claudia Sheinbaum diluya eh la 4.ª transformación, el proyecto de López Obrador. Yo considero que esas son opiniones infundadas, en tanto no se vean las primeras medidas que anuncie y los primeros programas que eche adelante. Pero pues evidentemente es una continuidad del proyecto.

Maribel Acosta Damas- ¿Qué significa el triunfo de Claudia Sheinbaum como esperanza y horizonte de la actual América Latina?

Dagoberto Martínez- A partir de que Claudia Sheinbaum tiene formación de izquierda y trabajó en grupos de izquierda a nivel estudiantil, tiene una formación muy latinoamericanista. Ella es parte de una generación de universitarios que proclamaba y se sentía parte del pensamiento y de las luchas emancipatorias en América Latina, solidarios con Cuba, Nicaragua, El Salvador y las revoluciones latinoamericanas y de todo el Tercer Mundo. Ese es el punto de partida de su ideario. Ella está formada en esa universidad. Fue incluso profesora dentro de esa universidad. Ha sido muy apegada al concepto de la lucha social. Y eso debe significar estrechar relaciones con los pueblos de América Latina para intentar continuar adelante con proyectos como el ALBA. También Claudia Sheinbaum siempre ha manifestado su solidaridad con Cuba y su oposición al bloqueo, públicamente lo ha hecho incluso como jefa de gobierno de Ciudad de México. Tendremos más precisiones cuando tenga listo su equipo de trabajo. Ahí se va a definir muy claramente, quién será su canciller y comprobaremos hasta qué punto va a profundizar las relaciones con América Latina, algo que López Obrador privilegió en su mandato.

Considero que sí, que su gobierno se armará de un equipo pro América Latina para impulsar una política internacional que se centre en ese sentido.

(*) Maribel Acosta Damas, Dra. en Ciencias de la Comunicación Social, Periodista cubana y docente de la Universidad de La Habana, trabaja y colabora con varios medios de su país y de otros países.

Print Friendly, PDF & Email

Comments are closed.