Apuntes del día a día

0

@mateamargouy

La máquina no puede parar, el gobierno nacional está comprometido con su base social: los grandes empresarios, el sector agroexportador, los de siempre que volvieron a la cancha.

Parece que el gobierno no es multicolor. Más bien es de un gris oscuro, de esos que no se dejan ver. Los partidos de la coalición están teniendo poca decisión y hasta están los que faltan a las pocas sesiones parlamentarias por probar respiradores caseros en chanchos ( no es un chiste).

Veamos un par de situaciones de estos días, insólitas.
Algunas gremiales rurales decidieron gestionar ellos mismos los recursos del Estado considerándolos “su aporte a la crisis”. Se imaginan al PIT CNT en gobierno del Frente Amplio condicionando sus aportes a determinadas políticas? O a colonos resolviendo que sus aportes serían sólo para ampliar la cartera de tierras públicas? La grosería fue tal que hasta molestó a sus socios menores. No pasaron dos meses y “Un solo Uruguay” está molesto, resulta que nuevamente los están obligando a ser solidarios ‘disponiendo de plata ajena’ ‘sin medir la sobrevivencia de la familia rural’, vaya! Ahora sí que hay que tener políticas focalizadas que atiendan a los vulnerables. Querían un cambio de gobierno que afloje la mochila del Estado, pero parece que los dejaron afuera de la fiesta, cuando ellos hablaban de una mochila, no se percataron que también eran una. Como será la cosa para que digan que se encuentran ‘sin asistencia hasta el momento’ para enfrentar la sequía y el invierno duro que esperan.

Otro apunte que nos deja estos días es el manejo mediático de la situación sanitaria, donde si nos guiamos por los espacios que forman opinión, no pasó nada, todo normal. El gobierno de Lacalle sin mediar mucha explicación aclaró que habían menos personas contagiadas de COVID19 en Uruguay. Se imaginan esto en un gobierno de izquierda? De un día para el otro avisaron que en realidad había menos compatriotas afectados por el coronavirus, osea que si ahora si están en lo cierto, ( vaya a saber) pasó un mes informando mal. Es de no creer la naturalidad con que suceden los errores y por el contrario esperable la complicidad para guiar los temas de discusión a temas de poca profundidad. Sin entrar en el detalle que en base a estos “datos” se tomarán las decisiones sanitarias, sociales, económicas.

La línea de ajuste sigue y todos los actores económicos y mediáticos comprometidos están a la orden del día.

Mientras tanto todos iremos conociendo a un familiar, vecino, compañero de trabajo que tenía síntomas pero nunca le hicieron el test, una olla o un centro de acopio que se abre, alguien que se queda sin trabajo.

Las “cadenas nacionales” van divagando en temas y poses, el plan y el sentido común que se construye tiene un sólo horizonte donde la economía de unos pocos manda, donde van a continuar reactivando así explote el número de casos, y nos van a decir todos los días: Tenemos reglas para evitar contagio. Si el coronavirus se dispara la culpa es de ustedes por no cumplir las reglas.

Mientras tanto en la real realidad, el pueblo va encontrando la forma de sostener lo que se cae, de enmendar lo que rompen.

Para que el mate siga su vuelta necesitamos de tu colaboración
colaborar ahora
Print Friendly, PDF & Email

Comentarios están cerrados.