A 48 años de tu creación más sincera y concluyente…

0

@mateamargouy

Martín Nessi

Comienzo a escribir estas líneas en vísperas del 48 aniversario de nuestro Frente Amplio y la verdad es que se hace difícil ver por dónde empezar. Cual fuerza rica en construcción teórica y práctica podríamos tener cientos de artículos para escribir siendo todos ellos diversos indispensables y conceptualmente nutritivos según el momento histórico, la concepción ideológica y el cariz que se pretenda dar a los mismos.

El Frente ha sido y es sin dudas uno de los mayores aportes teóricos y prácticos a la construcción política de la historia latinoamericana y del mundo todo. No puede haber un análisis político y social dentro del Siglo XX y el actual S XXI que no se detenga al menos un instante a analizar este fenómeno tan particular que hombres y mujeres de este rinconcito del planeta llamado Uruguay han sabido construir, hacer crecer y proteger con todo lo que ello implica. Nuestra historia es harto conocida y no quisiera detenerme en ella, no por desdeñar la importancia de la misma sino que por el contrario, apelando a ella, creo es indispensable detenernos a pensar la responsabilidad que a las diferentes generaciones que compartimos este momento histórico nos cabe no solo para mantener esta formidable herramienta política viva sino para profundizar y perfeccionar su accionar, basados en el legado Artiguista que desde su fundación nos guía la búsqueda incesante y permanente de la publica felicidad y las libertades populares. Se analiza muchas veces y desde distintos escenarios donde reside la fuerza central de esta imponente herramienta. Y cuál de todos sus componentes es el que mejor la representa. ¿Orgánica, coalición, movimiento, diversidad ideológica, acción política social, unidad, capilaridad? Son solo algunas de las características que se ven reflejadas en los distintos análisis que por allí aparecen y como ya decíamos no son pocos los lugares (y escenarios) donde por diferentes razones y objetivos se realizan análisis de actores políticos, de intelectuales, instituciones públicas y privadas, intentando descifrar esta compleja y exitosa herramienta que la izquierda uruguaya ha sabido tejer a lo largo de su historia. En lo personal creo que el Frente Amplio es un poco de todas esas cosas y otras cosas más que tal vez no podamos bien descifrar que son. El Frente es una creación particular posiblemente muy difícil de copiar con recetas e imposible de replicar sin la grandeza que tuvieron los hombres y mujeres que construyeron esta historia desde el General Artigas hasta nuestros días. Esas diferentes generaciones dejaron al pueblo uruguayo el mayor de sus aportes una expresión política de la cual ese pueblo es parte y que por tanto los representa y en unidad defiende sus intereses y construye sus propias soluciones. Y es este el centro del porque defender con uñas y dientes este proyecto, que es policlasista, pero que representa los intereses del pueblo y ha sido sin dudas la herramienta más eficaz que este ha sabido construir para edificar las soluciones a los distintos problemas que el mismo sufre. Ha sido este Frente Amplio el que ha sabido construir respuestas satisfactorias a los grandes problemas que históricamente como sociedad los y las más pobres hemos venido padeciendo. Ha sido este Frente Amplio el que nos ha reconocido a todos y todas como iguales y a puesto sus mejores esfuerzos en acortar las brechas y disipar las injusticias que en el mundo actual tenemos.

Todos y todas hemos construido un Uruguay que nos incluye y sin desconocer las buenas intenciones y aciertos que existieron en épocas pasadas podemos con categoría decir que a pesar de las buenas voluntades antes no nos incluían. Y vuelvo repetir el ejemplo: en Uruguay la educación fue siempre libre y gratuita pues sin embargo bien sabemos que si eras pobre (y sobre todo del mal llamado Interior) difícilmente accedías a la Universidad y eso que es una realidad constatable en datos, es una muestra puntual de las cosas que entre todos y todas hemos logrado y de las cosas que todos y todas debemos defender.

Son 48 años de dar esta y otras batallas. Unas de carácter material infraestructurales, de posibilidad de acceso, unidas a otras no menos importantes que tienen que ver con lo simbólico y el debate, a los valores que nos han querido imponer desde pequeños sectores que se creen dueños naturales del país, superiores al resto.

Por eso no me banco que nos mientan en la cara y nos tergiversen la historia, que nos digan que con aquellos se vivía mejor y que el Uruguay es uno solo.

El Uruguay es como el Frente Amplio, es diverso, es Democrático, es solidario, es mayoritariamente pueblo y como tal debe construirse. Por eso va nuestro saludo a este proyecto que con aciertos y errores, con contradicciones propias de las construcciones humanas pero en concordancia con sus valores fundamentales e intereses, el pueblo uruguayo ha sabido llevar adelante.

 

En los 48 años de tu creación más sincera y concluyente

¡¡¡Salu Pueblo Uruguayo y que viva el Frente Amplio!!!

 

Print Friendly, PDF & Email

Comentarios están cerrados.