Poema de Raúl Sendic a su hija desde la prisión

0

Pasajero de la tierra,

¿adónde va, sabe Usted?

Ay que quisiera saberlo

yo viajo pero no sé.

Crecen, ladran

o se arrastran

por doquier seres vivientes,

ya sean hormiga

o serpiente,

elefante o cucaracha

todos viven, bien se ve.

Pero saber qué es la vida

ya es distinto, yo no sé.

De cristal y carbonilla

son los ojos de mi hija.

¡Cuánto alumbran!

¡Cómo brillan!

Son dos chispas desafiantes

que amanecen sobre el mundo…

Y preguntan para cuando.

Amor mío, no lo sé

Por: Raúl Sendic

Print Friendly, PDF & Email

Comentarios están cerrados.