¿Qué es un hacker?

0

Olvídense de lo que les muestran en las películas o les dicen en los informativos. Esa versión romántica del hacker como un joven que en cuestión de segundos vulnera los dispositivos de seguridad de bancos, de la CIA o de organismos gubernamentales está bastante alejada de la realidad. También lo está la versión de los noticieros donde asimilan a los hackers con piratas informáticos, con gente sin códigos que vive realizando todo tipo de tropelías en la red, desde copiado de películas hasta robo de información política, financiera o industrial, pasando por ataques a páginas de empresas o gobiernos (como los de Anonymous) o por capturar la cámara de video de las computadoras de gente común.

Un hacker es un experto informático que utiliza sus conocimientos para solucionar problemas de formas más o menos originales. Hay varias versiones de dónde viene la palabra “hacker”. La que me pareció más creíble (y que más me gusta además) es la que cuenta que cuando se empezaron a usar las primeras computadoras en las universidades de EEUU, eran utilizadas las 24 hs. en turnos por los estudiantes. Esas computadoras solían fallar a menudo por distintas razones y a veces la forma de solucionar el problema era pegarle una piña en algún lugar específico (como pasaba con los viejos televisores o radios, nunca les pasó?). A ese golpe le llamaban “hack” que sería algo así como hachear, o dar con el hacha. Y a los que tenían más experiencia (que se resumía en más horas de uso de la computadora y de observación de cómo solucionaban otras personas los problemas) les empezaron a llamar hackers. O sea que, en resumen, un hacker era el que sabía dónde pegarle la piña para que la computadora funcionara.

Se suele asociar al hacker con un experto en seguridad informática. Seguramente porque cuando hay algún robo de información notorio es ampliamente difundido por los medios de prensa con ostentosas referencias a “los hackers” o porque hay varias películas de Hollywood que muestran a jóvenes “hackers” haciendo todo tipo de cosas mágicas vulnerando sistemas informáticos.

Hay distintos tipos de hackers:

– De sombrero negro (black hat): son los hackers maliciosos que penetran sistemas para robar o borrar información o inutilizar sistemas. A veces son llamados crackers.

– De sombrero blanco (white hat): son los que intentan romper barreras de seguridad de sistemas propios o de empresas para las cuales trabajan, con el fin de estudiarlos y mejorarlos. También se los llama hackers éticos.

– De sombrero gris (grey hat): son una mezcla de los anteriores, lo más usual es que vulneren sistemas de empresas y luego notifiquen a las mismas de las brechas de seguridad encontradas, con el fin de conseguir alguna recompensa económica (a veces son contratados por la misma empresa a la que hackearon).

– De sombrero azul (blue hat): son utilizados para testear la seguridad del software antes de sacarlo al mercado.

– Hacker de elite: son los más expertos, los que tienen los que descubren las vulnerabilidades (las que usan el resto de los hackers) de los sistemas.

– Script Kiddie: son los que usan software pre-empaquetado para atacar sistemas sin conocer lo que realmente hacen internamente. La organización Anonymous es un claro ejemplo. Tienen un programa (llamado loic) que cualquiera puede bajar de internet y se sincronizan para usarlo todos a la vez contra algún objetivo.

– Neófito (newbie): son los que se están iniciando en técnicas de hackeo

– Hacktivista: son activistas sociales y/o políticos que utilizan herramientas tecnológicas en beneficio de la causa que apoyan.

En el mundo del Software Libre se suele llamar hacker a todo aquel que trabaja adaptando software a las necesidades de sus empleadores o propias, pues para ello tiene que estudiar a conciencia el funcionamiento del software (estudiar el código fuente) e ir probando distintas soluciones. Este trabajo (por momentos muy tedioso) hace que esa persona llegue a convertirse en un experto en el uso y adaptación del software en cuestión y conozca trucos que no son visibles para los usuarios comunes.

En los últimos años han florecido por todo el mundo “escuelas de hackers” llamadas hacklabs o hackerspaces. Su realidad y origen es variado, en Europa hay varios que surgen en casas de “okupas” y con una clara conciencia política, en nuestro país han habido algunas experiencias que lamentablemente no han podido sostenerse en el tiempo (como el Montevideo Hack Space). Actualmente funciona uno en el ámbito de la Escuela Universitaria Centro de Diseño (dependiente de Facultad de Arquitectura) que trabaja en base a proyectos puntuales.

Estos espacios son muy beneficiosos tanto para los que participan de ellos como para la sociedad toda. Ahí el conocimiento circula libremente y se aprenden cosas que no suelen aprenderse en ámbitos formales.

En Brasil se han hecho experiencias con hacklabs en barrios marginados y con adolescentes de las clases más desfavorecidas. Han sido exitosas en cuanto han logrado que los chicos aumenten su autoestima al lograr hacer funcionar computadoras recicladas, software o incluso hardware (máquinas automáticas o robots). He participado de encuentros donde estos grupos muestran sus resultados y realmente se ven cosas sorprendentes así como se puede constatar el interés que demuestran los gurises y lo importante que ha sido en sus vidas acercarse al mundo de los hackers.

Acá les dejo un video de un drone que funciona con software libre y que fue presentado en uno de estos eventos en Porto Alegre:

Ojalá en nuestro país prosperaran iniciativas como esta.

Por cualquier consulta, duda o sugerencia pueden escribirme a ismael.castagnet@gmail.com

Por: Ismael Castagnet

Print Friendly, PDF & Email

Comentarios están cerrados.